chevron_leftVolver

La Vall de Boí en invierno es toda una referencia en el mundo de la nieve, en turismo blanco, sea en esquí, en excursiones o en viajes con niños.

 

En  este artículo te contamos:

 

  1. ¿Qué destaca de La Vall de Boí?
  2. ¿Qué hacer en La Vall de Boí en invierno?
  3. ¿Qué ver en La Vall de Boí?
  4. Fibra óptica en altura conexión total en La Vall de Boí

 

vall-de-boi

 

1. ¿Qué destaca de La Vall de Boí?


Tanto ese hecho como su ubicación geográfica en altitud, su clima y sus instalaciones sitúan a este municipio ilerdense como toda una referencia en el llamado turismo blanco. 

Con motivo del Día Internacional de la Nieve, que se celebró el pasado 19 de enero, aquí te contamos las mejores actividades para hacer en La Vall de Boí en invierno.

 

2. ¿Qué hacer en La Vall de Boí en invierno?


Las actividades de invierno en La Vall de Boí están relacionadas, como es lógico, con la nieve. 

 

esqui boi taull

 

Esquí, esquí y más esquí


Esquí, por supuesto, como la gran estrella, pero también la modalidad de montaña del mismo, snowboard, raquetas y trineos. 


La estación de esquí y montaña de Boí Taüll es la referencia en La Vall de Boí para la práctica de este deporte. Con las cotas más altas del Pirineo (la máxima supera los 2.750 metros y la mínima queda en 2.035).

 

Boí Taüll presenta un dominio esquiable de 550 hectáreas con más de 45 kilómetros de pistas de esquí. Éstas alcanzan una cifra de 42 también para snowboard, siendo 4 itinerarios de esquí de montaña o raquetas y una pista exclusiva de trineos.

 

Para los que les gusta ir más despacio


Otro tipo de actividades como el termalismo, las visitas culturales, el senderismo o el running, pudiendo realizarse todas ellas con o sin un escenario nevado alrededor. 

 

Planes familiares y parejas


Del mismo modo, en La Vall de Boi tienen cabida los planes de pareja o con niños.

 

La Vall de Boí con niños


Por si fuera poco, estos planes pueden hacerse en familia, aunque, obviamente, en algunos casos con las correspondientes adaptaciones según la edad de los niños con los que se viaje.

 

3. ¿Qué ver en La Vall de Boí? 


La Vall de Boí en invierno plantea otras opciones más allá de los deportes de nieve.

 

Iglesias


Por ejemplo, la más de media docena de iglesias que visitar en la denominada Catalunya románica: Sant Feliu de Barruera, Nativitat de Durro, Sant Quirc de Durro y sus vistas imponentes, Santa Eulàlia d’Erill la Vall, Sant Joan de Boí, Santa María de Taüll y Sant Climent de Taüll.

 

iglesia boi taull

 

Parque,embalse,templos


Sin olvidar la excursión por el Parque Nacional de Aigüestortes i Estany de Sant Maurici y la visita al embalse de Cavallers. Estas visitas pueden llevarse a cabo durante el conjunto del año a lo largo de una serie de templos románicos que fue declarada Patrimonio de la Humanidad por la UNESCO.

 

Otros lugares que no te puedes perder


Además del patrimonio arquitectónico singular, el conjunto de lugares de interés de La Vall de Boí y alrededores, en general en el Pirineo catalán, forma un grupo de paisajes espectaculares, picos impresionantes, bosques misteriosos y bonitos lagos en un entorno de alta montaña.

 

Para terminar un día en La Vall de Boí tras una excursión cultural o una ajetreada jornada en la nieve, qué mejor que relajarse en el balneario de Caldes de Boí en sus aguas termales y en sus completas instalaciones.

 

Fibra_movil_728x90_2801

 

4. Fibra óptica en altura conexión total en La Vall de Boí


Cabe recordar que muchas de esas actividades ofrecen mejores posibilidades para los visitantes gracias a una conexión a Internet de calidad. En ese sentido, es preciso recordar que desde Adamo hemos desplegado fibra óptica en el Pirineo catalán, a más de 1.700 metros de altitud. Es uno de los últimos hitos que hemos conseguido, con la dificultad técnica que ello implica. En concreto, ya tenemos instalada nuestra red en La Torre de Cabdella (nada menos que a 1.706 metros de altura), Riu de Cerdanya (a 1.583 metros), Guils de Cerdanya (a 1.385 metros), Espot (a 1.318 metros), Urús (a 1.236 metros), Setcases (a 1.230 metros), Das (a 1.219 metros), Fontanals de Cerdanya (a 1.180 metros), Alp (a 1.158 metros), Ger (a 1.135 metros) y, por supuesto, La Vall de Boí, a 1.111 metros de altitud. En esta última se encuentran Boí, a la entrada del valle, a 1.220 metros, así como Barruera, a 1.095 metros. Todos ellos cuentan ya con Internet de 1.000 Mb desplegada por Adamo, operador con sede en Barcelona. Se trata de la conexión más rápida disponible hoy en día en el mercado. 

 

Adamo Fiberhood


En último término, contamos con una innovadora herramienta que precisamente ayuda a dotar de fibra óptica de alta velocidad a las zonas más apartadas: Adamo Fiberhood. Mediante este sistema, sólo con la petición conjunta de 30 vecinos a través de una sencilla web, es suficiente para que nos comprometamos a hacer un estudio de despliegue en su municipio. Adamo Fiberhood se enmarca en nuestra extensa red de fibra óptica, que ya supera los 10.000 kilómetros y se distribuye por 700 municipios a lo largo y ancho del país.

28-01-2022